Todo comenzó cuando, en mi desesperado intento por encontrar una alternativa fácil-rápida-y efectiva para bajar de peso, un mail absolutamente Spam me hizo “chin”. Cito textual:
“Tratamiento medico eficiente, rapido efectivo indoloro sin
efecto secundario alguno, ambulatorio”. Nada más ni nada menos que un láser contra las adicciones, tabaco, alcohol y drogras, a lo que agregaban también comidas.
¿Seré adicta a la comida? Nada se pierde con intentar. Además decía Red Médica Tabancura, por lo que rápidamente realicé una errónea relación en mi cabeza y dije: la clínica debe respaldarlo, será confiable.
Error. Lo primero que me aclaró la secre fue que se trataba de una red médica totalmente independiente y con ninguna relación con la clínica. “Mmm”, me dije. Bueno, qué tengo que hacer. Tiene que venir a una consulta, gratis, con el doctor. Él le explicará todo el procedimiento.
Y cuánto vale. El tratamiento completo son 640 mil pesos. Dos sesiones a la semana.
Como decía mi aguelita, no hay pero trámite que el q no se hace y, previo convencimiento a mi escéptico marido, partimos.
Como, por formación, acostumbro a llevar una lista de preguntas a las consultad médicas, odontológicas, tatoristas y demases, esta vez no fue la excepción y entre mis dudas estaba el lugar donde actuaría el láser, qué efectos produciría (está bien que busquemos una solución mágica, pero quiero conocer el mago y el truco) y si al aplicarlo por motivos de las comidas no podría a la vez dejar de fumar. 2×1, como dicen en el Pelayo Bobadilla.
Entramos. Lo primero que me llama la atención es la temblorosa mano del doctor. No pondrá láser con ese pulso, supuse… La cosa es que comenzamos a conversar y el viejujo me abría las pepas ante las preguntas que yo le hacía, hasta que, impresionado, me dijo: “Te manejas bien en estos términos ah…”.
Ante lo cual yo esbocé mi tímida sonrisa de me-hago-la-tonta-no-soy-tan-inteligente-como-parezco, y proseguí con mis dudas, que a estas alturas iban por el lado de cómo un láser iba a “producir” neurotransmisores, así como así, como sostenía el doc.
Cuando en eso el loco me pregunta a qué me dedico. “Soy periodista”, le dije yo, pensando que eso le explicaría por qué le hacía tantas preguntas.
Tamaña sorpresa se llevó, su cara lo decía todo. Se echó para atrás y me dijo:
–    ¿Esta es una entrevista, entonces?
–    No, jaja. Es que por mi profesión, acostumbro a tener una listita de preguntas… pa que no se me quede nada en el tintero.
–    Ya… porque yo he rechazado a periodistas de El Mercurio y de la tele. No me gusta dar entrevistas, no quiero polemizar.
–    ¿…?
–    Esto es como la píldora del día después. Hay defensores y detractores. A mí sólo me interesa hacer mi trabajo.
Cri….cri.
–    Bueno, sigamos.
–    Ya. Como te iba diciendo, el láser no actúa en el sistema nervioso…. Pero dime, tienes micrófono o no.
–    No. Le dije. Disculpe que me ría… pero no es una entrevista. No se preocupe…
El tipo siguió con dos explicaciones más, que el láser, bla bla. Y se puso de pie, salió de la habitación aduciendo una llamada. Volvió a los 5 minutos, mientras mi marido y yo nos mirábamos entre tentados de la risa y asombrados. Por qué tanto misterio, qué tanto si era una entrevista. Algo nos ocultaba, por algo tenía las cosas en tinieblas. Lo único claro es que nunca un láser suyo atravesaría a nadie de mi familia.
A la vuelta nos terminó de explicar, nos dio el corte rapidito y dijo que los detalles administrativos los viéramos con la secretaria.
No había convenio con Fonasa ni Isapres, pero sí me podía dar muchas boletas…para que me reembolsen.

A raíz de la original, efectiva y rápida protesta que realizaron ayer los recolectores de basura frente a La Moneda, no pude dejar de aplaudirles por la iniciativa. Esa es una forma de presión limpia, sí, y directa. Incomodaron al gobierno, llamaron la atención, fueron protagonistas de cuanta galería de fotos de medios on line hay en los sitios chilenos y demostraron que no es necesario romper todo Santiago y después echarles la culpa a los “infiltrados”, para poder conseguir sus objetivos.
¿Y nosotros? los ciudadanos comunes y silvestres, los provincianos, los viejos, los chicos, los discapacitados, los encalillados, que no tenemos más basura que los avances en efectivo pre aprobados que mes a mes nos recuerdan, en papel cuché (de dónde sale esta palabra) la poca solvencia que tenemos y todo lo que nos perdemos por no aceptar el par de palos que nos ofrecen. Que no tenemos más que cuentas con alzas de luz, de agua, próximamente de gas, de locomoción, de bencina, de pan, de contribuciones, de permisos de ciruclación para circular por nuestras propias calles; de peajes, ah; de frutas! de todo lo que sube en el país espacial llamado Chile, cuyos gobernantes enquistados no hacen más que tomar medidas de emergencia para ayudar a los más desposeídos? Porque a los que no tenemos ficha cas, que nos vaya bonito.
¿con qué basura protestamos nosotros?

NOTICIA EN DESARROLLO…

Con bastantes cosas que decir, después de un largo y caluroso silencio, me limitaré a hacer una síntesis de la nueva causa que se promueve en este y en el blog de wordpress que yo misma presido, escribo y conformo el comité editorial: PAREN EL ESCÁNDALO DE LOS PEAJES.
Para llegar a Guanaqueros, o a Morrillos, (sí, entre Tongoy y Los Vilos, donde tuve el gusto de pasar el fin de semana con mi familia y amigos en motos, sonámbulos y locos) necesitai casi 8 lucas, sólo para pagar las concesiones. Terrible. Te juro que me acuerdo de la Gladys Marín y sus compa comunistas alegando porque estaban vendiendo al país.
Toa la razón.
Y más me acordé de ellos cuando fui a Puerto Velero, donde te dejan entrar con un “pase”, demás, si es propiedad privada. Pero el pase famoso te da permiso por media hora, SIN BAJARTE DEL AUTO. Es decir, el derecho a esa playa, la tienen sólo the owners of that place. Claro, ellos construyeron el acceso. Si quieres, te pegas el pique caminando desde Tongoy, te desafío, pero por Puerto Velero, eres un ilegal.
Dónde quedó todo eso que nos enseñaron cuando chicos, sobre que las playas eran públicas y de todos?
Dónde van a quedar, si los resort se siguen comiendo las costas? Ya destruyeron Cau Cau, ahora seguirán con Guanaqueros.
Entonces la causa empezó por los peajes, pero terminé alegando porque las munis se bajan los pantalones por vender unos millones en permisos, que seguro se gastan al tiro en cualquier estupidez, que seguro tendrá prohibido el acceso a la gente.

No pude dejar de acordarme cuando, en Laguna, se instaló el Costa Cachagua. Fui con la Pati al sector que íbamos siempre, que estaba a los pies de la casa de mi entonces pololo, hoy marido. Los del resssssort habían instalado quitasoles de coirón por todos lados. Se habían adueñado de la playa. Nos instalamos por ahí, piolita, cuando vimos llegar a una familia igual bulliciosa. Eran onda los cárcamo, radio a pilas, harto bolso y niño chico gritando, y tuvieron la mala idea de instalarse bajo uno de los superchic quitasoles. Serán gratis, habrán pensado.
Mal. Llegaron los baywatch supervisores-guardias-no sé qué- y los sacaron. No sé qué les habrán dicho, algo relacionado con que los quitasoles, y por ende la playa, eran de Costa Cachagua, pero les vimos la cara de “humicháos”, como diría mi amigo korda… Quedamos heladas. Los habían echado de la playa. La familia se fue lo más rápido que pudo y nosotras no reaccionamos. Deberíamos haber hecho escándalo. Eso habría sido muy malo para ellos. Deberíamos haber reclamado fuerte. Pero no, no hicimos nada. Nos fuimos también, apestadas con la playa, con Costa Cachagua y el incidente.
Al año siguiente mi marido vendió la casa… a Costa Cachagua..
Harper´s Bazaar, la revista que logró hacerle una entrevista a Frances Cobain, ya esparció la noticia por Internet. En marzo aparece la hija de, hablando sobre la atención gratuita que concita.Y que entiende que los fans de Nirvana y Hole se interesen por ella, pero que no deja de darle cosita todo eso. Ojalá sea una buena entrevista.
Un par de vínculos, y ojo con el blog “
quenofalteporlacresta, donde hay una bloguera chilena con personalidad. Está re bueno.

http://quenofalteporlacresta.wordpress.com/2008/02/09/frances-bean-cobain/
http://www.adnmundo.com/contenidos/adncool/kurt_cobain_courtney_love_hija_fans_nirvana_hole_co110208.html
francescobain.jpg

Beck & The Police

febrero 6, 2008

what%c2%b4s_it_at.jpg

Me gustó. No es lo mejor a lo que he ido, porque ese ranking lo sigue encabezando Roger Waters, pero a 24 horas del concierto, sólo constatar que efectivamente estuvo muy bueno, que disfruté tanto o más a Beck que a The Police.
Es que nunca me imaginé que lo vería en vivo, y como tampoco era tan popular, nunca compartí mi gusto por el loser con casi nadie. Y me encantó. Y fue una cuea increíble que teloneara al grupo para el cual ya teníamos las entradas. Como pocas veces uno tiene tanta suerte, hay que destacarlo, celebrarlo. Además, fue inevitable acordarse de Kurt, onda casi se te paraban los pelos, aunque el chico de las marionetas es más chiquitito y menos enrabiado.
Fue una lata que no calentara al escaso público que habíamos en golden (aunque resultó tremendamente cómodo ser tan pocos. Amo ir a primera fila…ups), y que recibiera incluso pifias. No lo merecía, y si no lo conocían, deberían haber aprovechado de escuchar, respetar. Abrete a otras vertientes también. Pero bueno… The Police prendió al estadio entero, aunque su setlist era conocido, éxito tras éxito parecía traer sorpresa. Su tecito verde al lado del micrófono. Y bien cuidado que lo tiene, porque era muy marcado el contraste entre el vocalista-soy-fanático-del-yoga y los otros dos, tan carreteados y a mal traer. En lo único que se le notaba la edad al ídolo de Phoebe (The Police here?? a reunion???; “ross can”) era en su incapacidad de llegar a las notas más altas, y en que bajó un tono casi todas las canciones altas. Personalmente no me gustó nada la versión de Don´t stand so close to me, muy lenta, muy baja, muy ragga.
Tuvimos una movilidad espectacular ya que, como había pokita gente adelante, veíamos excelente desde cualquier lado y experimentamos todos los ángulos con el Coti, aunque estaba recién operado de sus várices el pobre, y lo tuve que obligar a sentarse un rato. Así de Crisanta.
Nos encontramos con un montón de gente, partiendo por Rockaxis, mi compañero de diplomado; la jueza de Quillota amiga de carlos yero, y por supuesto la Cata, a quien tuvimos que guiar vía celular, de ida y de salida del estadio. Pegada en la reja, era la primera de las primeras en el público de cancha. También estuvimos con mi amigo Raúl Gutiérrez de Chile, y su equipo rockandpopiano, incluyendo al estelar Alfredo Lewin, muy simpático mi amigo nuevo (no crean que cual quinceañera le pedí a Raúl q me lo presentara ah, fue él quien se acercó a ver mi polera de Kiss), a quien, por supuesto, el Coto no cachó y despés preguntaba quién era, que estaba despachando pa la radio. Me acuerdo que lo mismo le pasó con Alvaro López, cuando Petinellis lanzó su veintiúnico disco. Se sacó hasta una foto con él y no tenía idea que era el vocalista de Los Bunkers, ni por qué se sacaban fotos. Hay que decir en favor de mi marido que en esa época nadie los cachaba aparte de nosotros, ya que como “vivíamos” con Raúl haciendo la tesis, él nos pegaba su fanatismo que ahora disimula. Pero siempre le han gustado!

Las fotos de anoche ya se vienen.
Y será hasta un próximo megaevento, espero el próximo año, que ya este 2007 empezó con Waters, unos chiquititos por ahí, Soda y The Police… a Calamaro no alcancé, y ahora se viene el festival otra vez. Y este space cumple un año, se acuerdan?, la farándula en el Sheraton…
Saludos y que Japón termine su webeo con las ballenas.

A ponerse las pilas

Con la visita de Al Gore y la difusión mundial de su incómoda verdad, el cuidado del planeta ha vuelto a estar en el tapete. Sin embargo, el casi presidente estadounidense sólo es una de las voces que hace años abogan por un mundo más limpio y mejor.
Hoy ya no se trata de una idea romántica, utópica o que les compete a otros. La contaminación atmosférica tiene consecuencias visibles y palpables y tuvimos que llegar a esto para tomar conciencia de que es un tema práctico. No se trata de dejar las cosas en manos de Greenpeace ni pensar que se trata de verdes fatalistas que sólo alarman a la población, sino de darse cuenta que como sociedad hemos ensuciado el aire hasta afectar el desarrollo normal de la naturaleza.
El gas acumulado en la atmósfera es tal, que ha formado una barrera que impide que las emanaciones nuevas puedan salir, irse, y volver a limpiarse. En otras palabras, aunque menos académicas, nos estamos ahogando en nuestra propia mugre.
Este es el llamado efecto invernadero, que provoca serios cambios climáticos, tanto en temperaturas, como en lluvias, deshielos e incluso cantidad y velocidad de los vientos.
Y el sector agrícola ha sido uno de los primeros de la sociedad en sufrir las consecuencias. Heladas extremas, sequías y un pronóstico que avisa de un desarreglo total durante este siglo, son realidades que hay que enfrentar ahora.
Los agricultores de Petorca y La Ligua llevan mucho tiempo pidiendo sus embalses, y resulta que almacenar el agua es justamente una de las soluciones más próximas y necesarias. Es de esperar que la idea no se entrampe en la eterna burocracia, y que agricultores de otros sectores hagan el mismo esfuerzo para prepararse y enfrentar lo que viene.

Editorial publicada en Agro 2000 de El Observador, 27 de noviembre 2007, Regina Brito.

000tbc_tilda_swinton_016.jpg

f533311_paoloa1405.jpg

Y siguiendo con los parangones… es que desde que salió la noticia de la Secta de Pirque, esa comunidad autoabastecida, con líderes espirituales y ajena a todo acontecer social, no he podido dejar de acordarme de la película “La Playa”, claro que sin Di Caprio incluido. Es fácil caer en esta cuenta, dados los conceptos convergentes: un lugar hermoso y deshabitado; autoabastecimiento mediante plantaciones propias y consecución de agua dulce; una “líder” -una argentina harto grupienta en este caso- y un grupo dispuesto a seguirla. Todos viviendo independientes del mundanal ruido, la vertiginosa sociedad, y de paso también de los impuestos…¿
En el caso chileno, Paola Olcese, la líder -que supuestamente servía de algo así como medium entre la comunidad y Dios, nada menos… – está siendo procesada para determinar las responsabilidades penales que le corresponden en la muerte la profesora chilena Jocelyn Rivas, que murió sin tener atención médica d e ningún tipo, luego de dar a luz y con anemia… y que luego fue enterrada por la comunidad, sin certificado de defunsión y sin la presencia de los padres.
“Es que por lo triste de la noticia, queríamos viajar personalmente pare decirles”, dijo hoy día Olcese, en una muy buena entrevista que hizo la Macarena Pizarro, donde la acorraló varias veces, y le preguntó de frente si le tenían algún tipo de aversión a los médicos. Ella muy tranquila, y con acento hasta chileno a veces, respondió cada una de las preguntas, impávida incluso cuando yo pensé que estaba que se paraba y se iba… Aunque finalmente afirmó que ella no estaba presente, que llegó tres días después, que no esperaron tres días con el cuerpo ahí a propósito, por si ella la podía resucitar, que ella no hizo nada, que enterrarla care palo fue un “error”. Bien.
Lo más curioso del asunto, es el parecido entre ella y Sal, la mandamás líder malévola de la tribu de Tailandia, que se agarra a Richard -Di Caprio- para puro hacer llorar a la polola francesa que él a su vez le quitó a otro loco… bueno, la actriz se llama Tilda Swinton, y seguro la vieron en muchas películas, partiendo por las Crónicas de Narnia.

Las vueltas de la vida II

febrero 6, 2008

Iba yo en uno de mis dos viajes semanales a Santiago, con tanto tiempo de sobra que hasta pensé en pasar a ver si una amiga que no veo hace más de 15 años vive aún en la misma casa, que me queda a la pasada de la universidad. Pero el destino cruzó otras variables en mi camino, que partió medio complicado porque salí sin mucha bencina de mi casa. Sin casi nada, en realidad.

“En Llay Llay”, pensé, si total Limoncito siempre aperra (Limoncito es nuestro pequeño Spark verde, que tantas satisfacciones económicas y de tamaño quepo-en-cualquier-lado nos ha dado). Resulta que voy llegando a la bomba, que antes de hoy no cachaba que era la ÚLTIMA de las bombas hasta bien entrado Santiago… pero iba yo por la pista izquierda. Me empiezo a pasar de a poco a la derecha, y no falta el simpático que me tira la camioneta encima como diciendo “ya no pasaste ya… jaja, soy tan poderoso”. Y me corrió hasta que no me quedó otra que acelerar y pasar de largo. Quedé más picá… pero seguí, no sin antes realizar cierto gesto con el dedo al auto solidario, que más allá quedó detrás de mí en el peaje, y tuvo el descaro de apurarme a bocinazos. Sí, horrible, quedé como mal educada, pero por Dios que se lo merecía.

La cosa es que crucé los dedos, hice un par de Pilatos pa poder llegar a tiempo a la siguiente estación, y partí. Pasé la cuesta, pasé… pasé… pasé, y nada. 40 minutos con la lucecita roja que me indicaba el Empty, y que ya me tenía chata, y pensé: me voy a quedar en pana de bencina, la pana del tonto, y voy a tener que hacer dedo, y devolverme en alguna micro, con un bidón prestado, y el Coto no va a dejar de molestarme y reírse de aquí a fin de año…

Empieza a tironear el auto. No aceleró más, y seguía solamente con el vuelito… ya, pensé. Hasta aquí llegué. Cuando ya no había nada, pero nada que hacer, miro al frente y “ahhhhh”, luces, cantos celestiales: COPEC. La primera en servicios, dije yo. Esto es demasiada cueva, me pasé. Quedar justo al frente.

Luces de estacionamiento, el auto bien cerrado, agarré mi cartera y partí por el medio de la norte sur, pasando las barreras de contención tal como los tipos contra los cuales yo alego mientras voy manejando y se cruzan tan irresponsablemente, sin usar las pasarelas peatonales.

Le expliqué mi situación al bombero, quién sin contestarme nada, partió a buscar un bidón, no sin antes hacerme prometer que se lo devolvería. Claro, lo que sea, pero por favor, cinco luquitas pa llegar a la próxima estación, le imploraba yo. Nos falta un embudo, o un envase de bebida nos podría servir, me dijo, y partió otra vez, a hurgar un basurero. Yo no podía creer cuando vi que se encontró una luca adentro de esos que clasifican en papel, plástico y vidrio.

¿Ve?, por ayudarla a usted, me encontré luca – me dijo feliz, y partió otra vez sin decir nada más, quién sabe dónde.

Muchas gracias- le dije cuando reapareció- la buena onda siempre se devuelve.

La verdad es que mi buena suerte empezó más temprano. Mi hijo, que había estado 13 días en coma, despertó esta tarde.

No le puedo creer. ¿Le acaban de avisar?, ¿por qué estaba en coma?, ¿qué edad tiene? – me bajó el espíritu periodístico de servicio social de un sopetón.

Y fue así como me enteré que este técnico en comercio exterior, de 24 años de edad, sufrió un aneurisma cerebral. Andaba comprando en el Parque Arauco, feliz, porque su título profesional, cuya entrega se había atrasado por no tener plata para terminar de pagar la u, al fin había llegado a sus manos. Pero había otra cosa que lo hacía más feliz: se había enterado de que sería papá. Su polola tiene 3 meses y medio.

Pero en medio del día le vino un fuerte dolor de cabeza. Se tomó un remedio tipo zolben o aspirina, y se le quitó un poco… se fue para su casa. Apenas reconoció a su hermano Rodrigo. “Sé que eres pariente mío, pero no sé quién eres”, le dijo de entrada. A su hermana le soltó otro montón de incoherencias, y empezó a gritar como salvaje por el dolor que sentía. Se borró. Ojos blancos, onda ataque. Se fue en ambulancia, donde le vino el coma.

13 días. Trece días sin despertar, sin saber…

Hoy día, su padre fue avisado de que había abierto los ojos. Hoy día su padre, el bombero, estaba feliz. Aunque desconoce los daños neurológicos aún. Aunque los doctores dicen que es un milagro que haya despertado.

Los milagros existen. Y otros también necesitan este milagro. Pero, como la buena onda se devuelve, tal como le dije al bombero, las ondas son expansivas, y nos tocan de una u otra manera, a todos.

No tuve que devolverle el bidón, porque me acompañó, atravesando la carretera nuevamente, hasta donde esperaba mi fiel Limoncito.

Le grité de corazón, desde la ventanilla de mi auto en marcha, que le deseaba la mejor de las suertes con su hijo, no sin antes agradecerle muchísimo la ayuda desinteresada que me dio.

PD: Sólo para los curiosos. En todo esto eché como media hora, perdiendo la posibilidad de pasar a ver a mi famosa amiga. Para la próxima será.

Las vueltas de la vida

febrero 6, 2008

Si les hablo de Sergio Catalán Martínez, pocos, salvo los que leyeron acuciosamente el diario de ayer, sabrán de quién les hablo. El es el viejito que salvó a los rugbistas uruguayos cuyo avión cayó a la cordillera de Los Andes, cuando viajaban desde Mendoza a Santiago, en 1972.

Los sub 30, que ni estábamos fabricados cuando eso pasó, nos enteramos a través del cine con Alive, con Ethan, tan lindo, como Canessa, entre otros gringuitos (quién sino ellos, llevaron la historia al cine). Tiempo después, vino el mismo Canessa, a un programa estelar de estos que TVN y Canal 13 hacen calcaditos, a hablar, ni más ni menos que del canibalismo… pa los que no cachan la historia, parte de estos rugbistas sobrevivieron, únicamente gracias al consumo de proteínas, lo que los mantuvo vivos y caminando por diez días, hasta encontrarse con el arriero. Y esas proteínas las obtuvieron porque comieron carne… humana.

A mí la cosa no me da ni asco, ni pudor, y ahora que sé que funciona, y que no hay a qué recurrir… Supervivencia, de todas maneras. Pero eso es otro tema. Lo que me hace hoy hacer un break (perdón por el anglicismo, ya sé, ya sé, mantengamos las lenguas vivas vivas) para poner atención en una historia que ejemplifica, ilustra y hasta hace apología del viejo cliché de que todo se devuelve en esta vida, de que la vida es circular, de que dar es dar, como diría Fito, y tanta sentencia para decir lo mismo: que como te enfrentas a la vida, es como la vida te trata.

La historia (estracto de La Tercera.cl 3 de julio 2007)

El 21 de diciembre de 1972, Catalán cabalgaba al interior de San Fernando, cuando dos de los sobrevivientes que habían caminado varios días desde el lugar de la tragedia en la cordillera, le gritaron desde la ribera de un río, pero el arriero no escuchaba por el ruido de la corriente, de manera que los jóvenes escribieron un mensaje en un papel que sirvió para envolver la piedra la que fue lanzada hacia donde estaba Catalán. El mensaje decía:
“Vengo de un avión que cayó en la montaña. Soy uruguayo. Hace 10 días que estamos caminando, tengo un amigo herido arriba. En el avión quedan 14 personas heridas. Tenemos que salir rápido de aquí y no sabemos cómo. No tenemos comida. Estamos débiles. ¿Cuándo nos van a buscar arriba? Por favor, no podemos ni caminar. ¿Dónde estamos?”.

Catalán cabalgó hasta el puesto de Carabineros más cercano para entregar el mensaje. Luego, se iniciaron las operaciones de rescate de las 16 personas que permanecían con vida arriba en la cordillera. Catalán es considerado un padre para los ex rugbistas.

Resulta que ahora Catalán, de 79 años ya, empieza a sufrir de una artrosis a la cadera. Dolor. El arriero No puede andar a caballo. Más dolor. El dolor se hace público (no tanto como Coté López, pero algo), y a que no adivinan qué…

Bueno, la subdere de Salud Pública ofrece AUGE a Catalán, por supuesto.

Pero es Canessa y compañía quienes realizan gestiones, a través de la clínica uruguaya Met que (OH, sorpresa!) tiene convenio con la Clínica Santa María, quien le consigue una operación gratis, sí, gratis, a Catalán.

Fue un éxito. Hoy Catalán se recupera, y en septiembre ya estará completamente bien.

Qué tal?

Allende que van mis mejores deseos para los actores de la fábula, esa es la historia que brilló para mí, entre tanto bombardeo de información prefabricada, y que ahora comparto con ustedes.

Fundamentos del Periodismo Digital

Ensayo

Regina Brito Jeria

Como punto de partida, cabe una reflexión sobre la existencia de un Periodista Digital como tal, y el ámbito en que se desenvolvería. ¿Llamamos periodista digital a aquel profesional que trabaja en medios de Internet o a través de la red, y periodista radial al que trabaja en radio? Generalmente no hacemos la diferencia, pero si algo debiera existir, es el profesional de carácter completo, versátil, capaz de desenvolverse sirviendo de nexo entre las audiencias y las fuentes, y de analizar información en cualquier soporte, a través de cualquier canal de comunicación masivo: prensa, radio, televisión, Internet.

Al hablar de Internet, nos enfocamos principalmente a los medios electrónicos, ya que la red como tal, ha revolucionado el concepto que hasta hace poco teníamos de Comunicación de Masas, y sus alcances sociales y económicos, van más allá del periodismo propiamente tal. Los medios electrónicos, sin embargo, no son más que un cuarto medio de comunicación, diferenciado desde el punto de vista del soporte, ya que en ellos convergen distintos factores que antes se presentaban por separado. Textos, imágenes, audios y videos, ahora confluyen en un mismo espacio físico, en una pantalla cuyo manejo y usabilidad está al alcance de cualquier persona promedio. Es accesible como un diario, salvo que este último sólo puede utilizar los recursos de texto e imágenes. Incluso, y tal como en un diario, es posible hacer pública una opinión, siempre y cuando, el medio lo permita. Cartas al director, pero en vez de roneo, pixeles.

Las audiencias también varían, ya que no se cuenta sólo con el tiraje limitado o la onda radial de corto alcance, sino que el receptor es una masa anónima, numerosa y heterogénea, con la que nunca será posible la comunicación cara a cara. Es un público disperso por el espacio, pero un poco más atento a los aconteceres lejanos, y con la posibilidad de opinar y rebatir si así lo estima, convirtiéndose en emisor de mensajes en muchos casos, cosa que en una era anterior a Internet era prácticamente imposible.

Es en este ámbito donde el profesional de la información pasaría a denominarse periodista digital, desenvolviéndose en este nuevo concepto de medio de comunicación, que si bien trae diferencias y novedades consigo, también presenta similitudes con lo tradicional.

Por supuesto que hay diferencias no sólo formales, ya que esta evolución mediática privilegia la instantaneidad de la información. El mejor ejemplo de ellos es el 11 de Septiembre del 2001, cuando más que un tratamiento informativo, vimos un espectáculo en vivo y en directo, no sólo a través de la televisión, sino que de radios, medios electrónicos, vía celular, y todos los canales disponibles. Pareciera ser, en estos casos, que un periodista digital requiere más manejo tecnológico que capacidades comunicativas. Veremos si se trata de uno de los desafíos.

Convengamos, entonces, en que el Periodista Digital (PD) es el que se maneja tanto en Internet (y con Internet), como en los medios “anteriores”, a la velocidad y con las destrezas requeridas en un mundo globalizado, veloz, dinámico, donde la tecnología no sólo es facilitadora, sino que condición para el desarrollo de la labor periodística.

Habiendo definido ya al PD y a Internet como el cuarto medio, ahora es preciso ver cómo se articula una sociedad donde conviven estos y todos los actores del sistema actual.


SOCIEDAD EN RED, ¿MÁS CONECTADOS O MÁS INDIVIDUALIZADOS?

Partiendo desde la base de que los medios son el reflejo de la realidad, y recordando que los medios electrónicos han operado hasta ahora bajo la misma lógica que los medios tradicionales, no es de sorprenderse entonces que la sociedad “virtual” esté reproduciendo la sociedad real. Que las diferencias y brechas sociales que existen en el mundo real, se hayan traspasado a la red, y el que no baste con tener muchos equipos de computación para que un país progrese, no debiera asombrarnos en absoluto.

Sucede que Internet, como concepto, está sobrevalorado, y a la hora del debate actuamos de manera instintiva y refleja, anticipando las mayores desgracias o los mejores avances, sin saber a ciencia cierta cuál es el cambio que trae una nueva tecnología. Hay que debatir y reflexionar, sin duda, sobre los alcances que tiene el desarrollo tecnológico, sobre todo uno de tal penetración como éste. Pero hay que hacerlo en sus justas dimensiones. Creer que la tecnología va a traer riqueza, es una predicción simplista, una forma “visceral” de ver los fenómenos. Claro que ha habido cambios, pero como todo proceso social, es algo paulatino, donde se empieza por leer los mismos diarios de papel en la pantalla, se continúa bajando canciones, y hoy se está escribiendo y mostrando fotos, para que “alguien” las vea, como emisores a través de blogs.

Es un medio más entretenido, con mayores posibilidades, más fácil, pero continúa siendo un medio. La comunicación humana, en tanto, es subjetiva, subjetivada, y no importa el aparato, el instrumento por el cual me comunico, sino que importan las aptitudes comunicativas de las personas, independiente del uso que le sepa o no dar a esos instrumentos.

Lo que hace Internet es facilitar el dato, tenerlo a la mano. Ya no necesitamos memorizar una fecha, o ir una tarde entera a la biblioteca. La información disponible de manera inmediata, abre un espectro de posibilidades amplio, que la gente ha ido utilizando para agilizar su trabajo de siempre, o su estudio. Por otra parte, las personas, integrantes de esta sociedad en red, necesitan desarrollar sus condiciones personales, objetivas y subjetivas, para poder aprovechar al máximo las potencialidades que entregan las nuevas tecnologías, y no sólo utilizarlas para jugar al Solitario…

Lo que está cambiando en la sociedad, básicamente, es la posibilidad de comunicarse, de informarse, de articularse, de manera más rápida, más barata. Pero eso no significa que antes no teníamos dicha posibilidad. Estaba, pero hoy la articulación de redes sociales, por ejemplo, resulta fácil, rápida, segura: organización de los pingüinos, reuniones secretas de grupos neonazis; protestas callejeras organizadas, dan prueba de ello.

Respecto a las hegemonías, en Internet tenemos la idea de estar más libres, sin jerarquías, con la libertad de decir y publicar lo que sea y de saber lo que sea. Sin embargo, hay que tener en cuenta que es sólo eso, una sensación, ya que el espacio virtual está dominado por el predominio de conglomerados económicos que resultan ser los mismos pilares hegemónicos que de la sociedad real, que no sólo se está repitiendo el modelo social preexistente, sino que además hay un relajo al respecto. Por ende, los desafíos que tenemos como sociedad resultan ser similares a los que tenemos en el mundo no virtual, pero en mayor grado, ya que como usuarios debemos exigir, y como periodistas debemos garantizar, una información más libre de ideologías o manipulaciones publicitarias.

Ya hay ejemplos concretos, como la AUI en España, aunque existen también las sociedades poco participativas de por sí, donde la exigencia de calidad a los medios de comunicación se ha tardado más en llegar.

La sociedad en red es una sociedad compleja, porque se puede “ver” en su totalidad, y ya no necesitamos imaginarnos cómo será la vida en el lejano oriente. Basta entrar a leer un blog para saberlo. Porque hoy la plaza donde nos reunimos todos es grande, y de verdad cabemos todos, entonces los temas están en boga, y la diversidad de opiniones a un click de distancia.

Sin embargo, ¿estamos más conectados y comunicados que antes? ¿O por el contrario, estamos más inmersos en nuestros propios mundos y subculturas, y con más herramientas para desarrollar nuestro proyecto individualista de vida? Es una interrogante abierta, donde basta calcular cuántas horas estoy con mi computador y cuántas, compartiendo con otras personas al lado.

Por último, en esta sociedad en red, que cuenta con facilidad de acceso a los datos, que da la sensación de libertad y horizontalidad, y que plantea la posibilidad de una democracia real, es la comunicación humana la clave para el funcionamiento del mismo sistema.

Y esa comunicación, con sus canales y objetivos, es la que debe lograrse.

Según Wolton, la comunicación es fundamental pues presupone seres libres, para quienes la libertad de información es el eje de las relaciones humanas. Esa libertad de información debe ser garantizada (primer desafío, tanto para el Estado como para el Periodista Digital). Dice además, que debe gestionar dos movimientos contradictorios de nuestra sociedad individualista de masas. La libertad individual y la igualdad de todos. Volvemos a plantearnos entonces, la dicotomía entre lo colectivo y lo individual, donde sólo la comunicación hará posible que ambos conceptos no se contrapongan, o por el contrario, busquen un punto de encuentro.


LOS DESAFÍOS

Revisados los conceptos de PD, Internet y los medios electrónicos, las nuevas audiencias, y Sociedad en Red, aparecen luces sobre el escenario que debe enfrentar hoy un profesional de las comunicaciones, tanto en aspectos formales, como en ética, principios, posturas ante la labor perodística e incluso ideología.

En el contexto del vertiginoso mundo globalizado, y ante el bombardeo de información diario al que nos vemos expuestos, se desprende que, de las destrezas y competencias comunicativas propiamente tales, se requiere una mayor velocidad a la hora del procesamiento de la información, ya que no sólo se privilegia la instantaneidad, como se mencionó más arriba, sino que existe una alta competitividad ya no sólo por parte de colegas profesionales de la información, sino de cualquier persona en el mundo con acceso a Internet. La rapidez es necesaria no sólo por ganar esta competencia, sino para que la información tenga una calidad tal, que se entregue con responsabilidad social antes que se divulgue de mala manera, tergiversada o a destiempo.

El desarrollar la capacidad de síntesis, una redacción directa, bajo la lógica del lead, y siempre pensando en el contenido que requieren los lectores o usuarios del medio electrónico, aparecen como otro de los desafíos en cuanto a destrezas formales del PD.

Asimismo, y pudiendo valerse de la misma tecnología, el PD debiera tener una mayor capacidad de verificación de fuentes y datos, sobre todo considerando que Internet, hoy una de las principales fuentes de documentación del trabajo periodístico, se ha transformado en un caldo de cultivo para los chismes electrónicos, mitos e incluso estafas informativas.

Aprovechando la libertad del soporte, el PD debiera actualizar permanentemente sus conocimientos en el ámbito de las tecnologías, tanto para saber usarlas en pro de un mejor trabajo, como para poder reflexionar en forma permanente acerca de sus implicancias.

En el terreno de la participación y la diversidad de contenidos, los esfuerzos debieran ir enfocados a conseguir un mayor atractivo del contenido, especialmente el más denso o árido. Motivar la participación, acercar los temas, de agenda setting, por ejemplo, a las audiencias evasivas o apáticas. Para hacer un parangón en televisión, un buen ejercicio que cabe mencionar es “El Termómetro”, donde de temas cotidianos, no siempre atractivos noticiosamente, se logró participación y hasta muestras de pasión, por parte de la población. Es más fácil obtener la participación y opiniones sobre farándula y espectáculos, entonces el reto es justamente lograr lo mismo en el resto de temas.

La capacidad analítica y de relación, por su parte, hoy se intensifican como necesidad. El periodismo interpretativo tradicional, antes debía unir tres o cuatro hechos aislados, y articularlos, para así significarlos y explicar a las audiencias los fenómenos acaecidos. Hoy, no sólo hay acceso a más hechos u opiniones acerca del mismo, sino que también existe más ruido, por lo que se requiere una mayor capacidad de discernimiento que en el periodismo tradicional.

Esa misma información, rescatada desde el río de datos que fluye de forma constante, debe tener un sentido, encausar la información, para contribuir a una comunicación de sociedad efectiva.

La generación de contenidos útiles, por último, como mostrar mapas para encontrar más datos de primera fuente (links, youtube), pensando en el usuario, en su vida cotidiana, es otro de los retos que debe tener presente el PD de hoy.

En cuanto a los principios que rigen el quehacer, hay que partir por recordar las metas de Informar, Entretener y Educar, de los medios de comunicación social. La Ética y la Responsabilidad Social continúan siendo prioritarios, incluso en mayor grado, ya que digitalmente habría mayor alcance cuantitativo.

Trabajar en pos de que no se supriman las normas legales que impiden la concentración de propiedad de los medios, sino que al contrario, se resguarde la diversidad y el pluralismo, es otra de las grandes tareas.

El cambio en las audiencias también ha sido significativo en la evolución mediática, por lo que al pensar en los desafíos del PD, no podemos dejar de mencionar la importancia de valorar al receptor, entendiéndolo en su diferencia, y no generar mayor desigualdad, sino que trabajar por la inclusión, en todos los niveles. No sólo fomentar la participación de cierto sector de la sociedad, o de un público objetivo definido, sino que trabajar por la ampliación de éste.

Así, se piensa en un periodismo participativo, colaborativo, enmarcado en lo que es la sociedad en red, donde todos nos sentimos parte de una sociedad en construcción, y tomamos los espacios disponibles.

Hay que diferenciar sí, que todos somos emisores de mensajes, pero no todos somos periodistas. Todos comunicamos, pero no todos somos comunicadores sociales, ni conocemos las implicancias de las significaciones, los diferentes niveles de comunicación, y menos la responsabilidad social implícita en ello. Es necesario tener presente una visión de sociedad –Sociedad en Red- donde, conociendo las diferentes condiciones personales y colectivas de las que llamamos masas, se fomente un uso efectivo de las nuevas tecnologías como herramienta útil, que aumente las capacidades de construcción país y mundo global. Un pensamiento crítico que merme las desigualdades preexistentes, y que contribuya a la nueva sociedad, fomentando la inclusión pero también el respeto, como principio.

Por último, la generación de contenido libre, allende el trabajo para el medio oficial en el que se esté trabajando, tiene una importancia fundamental. Los blogs y los contenidos independientes, son la contraparte al peligro que engloba la concentración de propiedad de los medios. Con la reproducción de la sociedad desigual en la red, se da la validación de una sola voz, se legitima la existencia de una sola visión de mundo, subjetivada de manera uniforme, lo que es altamente peligroso para la creación de sociedad, para las significaciones colectivas, y la concreción de una real democracia de masas.

Asimismo, la autogestión, tanto en servicios de comunicación tradicionales, como en medios en Internet, es el gran desafío para el profesional de la información, donde la meta ideal es el surgimiento de medios serios, creíbles, independientes y sustentables.

En Irak las tropas hacían redadas nocturnas.
Esta es la guerra por el oro negro, del que tanto se pavonéa Chávez.
Este es el mundo que estamos construyendo. Esto heredaremos.

La foto es de Peter van Agtmael, curiosamente norteamericano, y aunque cuando la vi por primera vez me pareció, sino montaje de escena, al menos que el fotógrafo estaba coludido con los militares para poder acceder a la casa, luego puse el acento en que más que la autenticidad o artificialidad de la construcción de la imagen, y el tinte de propaganda o antipropaganda que contenga, representa hechos y abusos que no hacen más que recordarme a Ana Frank, y preguntarme cómo es posible que existan políticos, empresas y todo aquel ser humano mareado de poder, que respalde, apoye, financie…
Sigue la inquietud de mi vida: ¿qué vamos/podemos a hacer tú y yo, por cambiar este mundo?
Dejar Brillantes Ideas aquí